EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/150252
Hobbie 05 de Octubre de 2018

El desarollo integral de los bebés a través de la danza

El usuario es:

Foto: Orlando Amador y Ballet de Barranquilla

Los docentes usan elementos lúdicos como los hula hula, las cintas, pelotas e instrumentos musicales, entre otros, para desarrollar las clases de danza.

Sharon Kalil

Cuando Isabella Gamarra cumplió dos años, su madre, Karen Benedetti, decidió que incursionara en el mundo del baile y la música para que interactuara con niñas de su edad, y así desarrollara distintas habilidades.
 
“Quise que empezara en la danza porque como toda niña barranquillera me gustaría que fuera extrovertida, alegre y que le llamen la atención nuestros bailes tradicionales, entre otros aspectos culturales”, contó.
 
Y es que el ‘swing’ del baile también es asunto de los más pequeños, según la bailarina y directora de Dance Workshop, Fatina Barrera, quien explicó que a los dos años los bebés apenas se están familiarizando con la música, por lo que es ideal estimularlos a través del baile.
 
Agregó que a través de canciones y movimientos corporales los niños de esa edad adquieren conocimiento sobre lo que los rodea. “Las clases van direccionadas a que los más pequeños socialicen con otros niños por primera vez. En su aproximación al baile se enfrentan con distintos géneros musicales como el merengue, la salsa, el folclor, etcétera”. 
 
De esta manera, los bebés con juegos y ejercicios de danza aprenden a moverse según la intensidad de la música. “La idea es que los niños perciban los sonidos, que se apropien de ellos y que tengan un reflejo, ya sea motor o emocional”, dijo Barrera.
 
Por otra parte, la bailarina y docente profesional Lilian Herazo mencionó que la danza estimula la motricidad gruesa y fina, y a los niños los enseña a ser seguros y a interactuar con otras personas. 
 
“Me parece que el proceso de desarrollo de una persona empieza cuando conoce su cuerpo y los movimientos que puede realizar. Desde bebés los niños pueden interactuar con la música, es más, dentro del vientre de su madre estos se están moviendo y/o danzando, por eso muchos padres optan por ponerlos a escuchar sonoridades clásicas”, dijo Herazo.
 
Tenga en cuenta que a los bebés de menos de dos años se les enseña, en primer lugar, a manejar su atención a través de instrucciones cortas y precisas. 
 
“Trabajar con niños tan pequeños es muy gratificante, pues creo que por su edad logran manifestar todas las emociones con su cuerpo”, comentó la bailarina y coordinadora de Ballet de Barranquilla, Carmen Borge.
 
Borge explicó que en esta primera experiencia que viven los niños fuera de su casa se realizan ejercicios de calentamiento, de desplazamiento, estiramiento y de coordinación, en los que es vital el respeto por el otro. 
 
“Normalmente toda la clase es llevada a cabo con juegos y elementos como las pelotas, hula hula, cintas y tutús. A la vez se les enseñan pasos del ballet como un sauté, plié, chassé, entre otros”, agregó.
 
Algunos instrumentos musicales para marcar el ritmo también hacen parte de este tipo de clases que tienen una duración corta debido a que, según aseguraron las profesionales, es el tiempo adecuado para el correcto desarrollo a esa edad. 
 
Otros beneficios que las profesionales aseguran que les proporciona este tipo de actividades a los bebés son: el desarrollo emocional, la independencia, seguridad, autoestima, disciplina, memoria y trabajo en equipo. 
 
“Si bien no estamos formando bailarines profesionales, les estamos inculcando cómo se deben comportar, el orden que deben llevar en su vida y que en la medida en la que se esfuercen por algo, lo tendrán”, finalizó la docente Lilian Herazo

Etiquetas

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
Más de revistas