EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/149940
Cine 31 de Agosto de 2018

El guion guía el camino

El usuario es:

Foto: Archivo particular.

Steve Carrillo Jiménez

El guionista y director de cine Steve Carrillo habla de aspectos del guion que el considera claves para desarrollar una historia. También cita 10 ejemplos.

La vida se escribe sola, pero la ficción requiere autor. Los poetas, novelistas y académicos deberían ser maestros del léxico y el que pinte con palabras para la gran pantalla tiene que ser facilitador de la acción y reacción. El cine se destaca más por su comunicación no verbal y cuando se complementa con diálogo, sería favorable que la exposición sea mínima.  En un filme, una conversación de tres minutos que quiera establecer que una pareja casada haya peleado 21 de los 20 años casados podría ser resumida con dos frases, una tirada de zapato, su esquivada y las múltiples huellas que comparten la misma historia.
 
La función primordial del guión es que tenga una historia encantadora, en la que los colaboradores puedan leer fácilmente, interpretar auténticamente, embellecer colectivamente y ejecutar eficazmente. 
 
Algunos de los tantos parámetros para tener en cuenta cuando se construye es que la acción se escriba en cualquier variación verbal del presente y que el diálogo concuerde con el perfil psicológico del personaje.  Detallar sobre aspectos fotográficos y el arte es trabajo del director de fotografía y el  de arte. En un guión también es necesario que exista espacio adecuado para que el actor desarrolle su personaje y diálogo. Muchos dirían que los dos elementos (guion y actuación) son lo más vitales, seguido por la puesta en escena. 
 
Con la colaboración del director, obras técnicamente sencillas, como Idioterne (Los idiotas) y Festen (Celebración) (1998) del género dogma, han constatado que un guión loable, actuación conmovedora y puesta en escena eficaz sea suficiente para cautivar al espectador. En ciertos casos, el guión es el que sobresale y supera el trabajo del director. Being John Malkolvich (¿Cómo ser John Malkovich?) (1999) es un ejemplo de este fenómeno y podría ser justamente presentada como una película de Charlie Kaufman y Spike Jones.
 
Para la aludir a la sabiduría de Aristóteles y Robert Mckee, tomemos  unos cuantos consejos para formar una historia:
 
Todo lo que ocurre en la historia tiene que seguir las reglas de su universo.  Sea tragedia o comedia, las experiencias deberían fluctuar entre lo positivo y lo negativo. Es preferible que el texto y el subtexto se contradigan. La historia existe por conflicto y los personajes cambian de una u otra forma por él.  Las decisiones tomadas por el personaje, sin que haya riesgos, tienen menos significancia. También, el deseo consciente e inconsciente del protagonista, debería contradecirse. Ahora, cuando los personajes reaccionan de la misma manera, se minimiza la oportunidad para un buen conflicto. La idea es que los personajes posean matices distintos a los del protagonista y el antagonista. Los puntos, en últimas, son inagotables y guían la cultivación de una historia.
 
La tarea ardua es estudiar la diferencia entre la historia y la trama. Asimismo. Barfly (El borracho) (1987), escrito por Charles Bukowski, un autor que no le gustaban las películas, demuestra que el entorno e historia reinan en el cine, que la trama queda en segundo plano y los momentos opacan el orden.
 
En los siguientes filmes se podrá apreciar el arte del guionista:
 
La grande ilusión (La gran ilusión) 1937/ Director: Jean Renoir/ Guionistas : Charles Spaak y Jean Renoir. 
 
 
Durante la primera guerra mundial dos soldados franceses son capturados y encarcelados en un campamento de prisioneros de guerra alemán. Varios intentos de escape ocurren hasta que son enviados a una fortaleza aparentemente impenetrable.
 
Chinatown (1974) Director: Roman Polanski/Guionista: Robert Towne. 
 
 
Un detective privado, contratado para delatar a un adúltero, se encuentra atrapado en una telaraña de engaño, corrupción y asesinatos.
 
8 1/2 (1963). Director: Federico Fellini/ Guionistas: Federico Fellini, Tullio Pinelli, Ennio Flajano y Brunelo Rondi. 
 
 
Un acosado director de cine se retira a sus recuerdos y fantasías.
 
The usual suspects (Sospechosos habituales) (1995). Director: Bryan Singer/ Guionista: Christopher McQuarrie.
 
 
Un agente especial debe investigar las causas del incendio de un barco que provocó 27 víctimas mortales. Su única fuente es un estafador lisiado que sobrevivió y que acusa a cinco sospechosos habituales relacionados con el robo de un camión de armas.
 
Being John Malkovich  (Cómo ser John Malkovich) (1999). Director: Spike Jonze/ Guionista: Charlie Kaufman. 
 
 
Un titiritero descubre un portal que llega literalmente a la cabeza de la estrella de cine John Malkovich. 
 
Los idiotas (Idioterne) (1998(. Director y guionista: Lars von Trier. 
 
 
En grupo de personas se reúnen en una casa en el suburbio de Copenhague para romper todas las limitaciones y para sacar el idiota interior que tienen dentro.
 
Barfly (El borracho) (1987).  Director: Barbet Schroeder/ Guionista: Charles Bukowski. 
 
 
Basado en la vida del poeta Charles Bukowski y su vida en Los Ángeles durante los años 60, 70 y 80.
 
Festen (Celebración) (1998(. Director: Thomas Vinterberg/ Guionistas: Thomas Vinterberg y Mogens Rukov.
 
 
En la fiesta de cumpleaños de Helge, algunas verdades familiares desagradables se revelan.
 
The hustler. (El buscavidas)  (1961). Director: Robert Rossen/ Guionistas: Sydney Carroll y Robert Rossen.
 
 
Un jugador prometedor de billar se enfrenta en un solo partido de altas apuestas contra un campeón que tiene una larga trayectoria de triunfos.
 
El secreto de sus ojos (2009).Director: Juan José Campanella/ Guionistas: Eduardo Sacheri y Juan José Campanella. 
 
 
Un juez tiene dudas acerca de los planes de un oficial de justicia recientemente retirado que intenta descubrir al culpable de la violación y asesinato de una joven, crimen ocurrido varias décadas atrás. El enamoramiento entre ambos afecta la investigación.
 

Etiquetas

Más de revistas