EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/150952
Vive la Vida con Siad Char 05 de Diciembre de 2018

¡Llegó diciembre, el mes más esperado!

El usuario es:
Siad Char

Comenzó el último mes del año y también el más movido. Fiestas, despedidas, reuniones, mil eventos llegan en diciembre y en esta temporada se vale usar todo.

En esta época se mezcla la nostalgia con la felicidad, así que debemos brillar. El brillo es el rey del momento. Todas las piezas que tengan lentejuelas o telas brillantes, escarcha, etc. son aclamadas durante este mes. Telas como el terciopelo salen al ruedo.

Los colores del momento son el rojo en todas sus tonalidades, el verde esmeralda o verde Navidad, el plateado, el dorado, el ocre y los colores platinados. Siempre hay piezas de estas en el closet olvidadas que desempolvamos a final de año. Esta es una moda recurrente que sin falta llega todos los diciembres. Aprovecha y usa brillo sin control hasta en los accesorios. Por esta temporada los zapatos y las carteras llaman la atención al convertirse en un complemento con creatividad. Los aretes, las pulseras, collares y anillos nunca tendrán un uso excesivo. Muchos se ven ideales.

¡Prepara con tiempo las pintas navideñas! Recuerda que todos andan en el mismo plan y si de repente quieres comprar algo que te hace falta, cuanto antes, mejor, de lo contrario no encontrarás lo que querías en la talla ideal.

Antes de salir de compras revisa muy bien tu closet. Las piezas vintage son apetecidas y nunca están pasadas de moda. Trata de armar looks con cosas que encuentres en tu closet. Muchas veces nunca encontramos nada para ponernos. Esto cambia el día en el que organizamos el guardaropas y nos damos cuenta de que teníamos cosas que no estaban presentes en nuestra mente.

Cuida tu alimentación. Son tantos los eventos y banquetes que llegan en este fin de año que debemos aprender a cuidarnos sin dejar de probar las delicias de la comida navideña.

El balance es importante. Intentemos hacer más desayunos y almuerzos y menos cenas. Las comidas más pesadas que ingerimos deben ser en la mañana o medio día y la noche únicamente se deja para alimentos ligeros. Es difícil porque estamos acostumbrados a cenar con amigos. Si este es el caso, optemos por cosas ligeras como las ensaladas.

Si un buñuelo pasa por el frente no te sientas mal y cómelo, pero luego debes ser consciente de lo que ya ingeriste y equilibrar esa grasa con algo de ejercicio o comiendo cosas ligeras durante lo que queda del día. 

siadchar@hotmail.com
Instragram: @siadchar_oficial
Twitter: @siadchar
Snapchat: Siadchar

Etiquetas

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
Más de revistas