EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/157277
Relaciones 14 de Octubre de 2020

Que el sexo después del embarazo no sea un problema

El usuario es:
Foto: 123RF

Una mujer puede llegar a recuperar su apetito sexual entre tres y seis meses después del parto. Entienda la química de esta reacción de la mano de los especialistas consultados.

Sharon Kalil - Instagram: @sharondkalil
Compartir:

Después de dar a luz a un bebé, las parejas suelen sufrir un cambio en su relación, pues deben adaptar su hogar a un nuevo integrante y tomar gran parte de su tiempo para cuidar de este, entre otros aspectos.

Las relaciones sexuales también pueden llegar a cambiar para algunos matrimonios con el posparto. Pero, ¿cuáles son las causas, según los especialistas?

“La lactancia genera la prolactina, una hormona que, además de formar la leche, hace que se disminuyan los estrógenos, que se encargan de la humectación, de la lubricación vaginal. Esto hace que las mujeres tengan un tipo de dolor o malestar durante las relaciones sexuales”, explica el sexólogo Fernando Rosero.

La prolactina también disminuye la testosterona, la hormona del deseo, de la excitación.  

El especialista comenta que, desde el punto de vista psicológico y emocional, la llegada de un nuevo bebé genera fatiga y cansancio, por no dormir bien o por estar pendiente del cuidado del bebé. Estas sensaciones, según explica, también provocan la disminución del deseo sexual.

“Las mujeres en el posparto están adaptándose a una nueva corporalidad, pues su cuerpo suele cambiar. Esto también puede llegar a generar un malestar consigo mismas, así que muchas evitan mostrarlo”, agrega.

Si usted se siente identificada con lo anterior no se preocupe, pues son síntomas normales. Tenga en cuenta que, según el especialista, una mujer puede llegar a recuperar su apetito sexual entre tres y seis meses después del parto. Si su parto fue natural, aconseja tener relaciones vaginales después de un mes del parto, y si fue por cesárea, serían 21 días para que no se genere algún tipo de herida sobre la cicatriz.

“Mientras se retorna a la relación sexual placentera, se debe vivir la sexualidad no solo en función de los genitales, de la penetración, sino con los cinco sentidos: besos, caricias, juegos, etc. Al volver a la sexualidad normal pueden optar por usar un lubricante a base de agua”, dice Rosero.

Por su parte, Fidel Plata Gutiérrez, médico ginecólogo, sexólogo y cirujano estético, comenta que después del parto se pueden presentar desgarros, y que si la mujer se somete a una episiotomía, en la cual se corta el introito (la entrada de la vagina), tendrá que pasar por un extenso periodo de cicatrización.

Recomienda que las personas acudan a un especialista cuando tengan abundante sangrado, fiebre o sangrado vaginal con fetidez después del parto.

“Para que las relaciones sexuales sean más placenteras después del parto es ideal que, superada la sexta semana, el bebé duerma en una cama diferente a la pareja; de esta manera se tendrá espacio para las relaciones íntimas. Es importante que las parejas estimulen la fase de deseo con pensamientos eróticos y fantasías, en las cuales es importante que la mujer se apropie de su sexualidad dejándose llevar del momento y no cohibiéndose del placer y el disfrute que está sintiendo”, dice Plata.

¿Debe doler? Las relaciones sexuales no deben causar ningún tipo de dolor. Si siente dolor podría estar presentando dispareunia, que puede originarse debido a infecciones en la trompas de falopio, donde se produce una enfermedad pélvica inflamatoria. También podría tratarse de una  vaginitis, una inflamación de la vagina.

El sexólogo José Manuel González resalta que si después de un examen con el ginecólogo o el urólogo se descarta alguna de las enfermedades en mención, las personas deben ser analizadas a nivel psicológico. “La llegada de un hijo afecta a la pareja no solo en la sexualidad, por lo que tiene que tener mucho cuidado y analizar comportamientos para que no se deteriore la relación”.

Temas tratados

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA