EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/156866
Moda 25 de Agosto de 2020

El pantalón blanco: un infaltable en el clóset para esta temporada

El usuario es:
Foto: Cortesía

Loraine Obregón Donado - Instagram:@soyloraineo
Compartir:

Tener en el armario un pantalón blanco es como poseer la joya más preciada. Amantes de la moda, asesores de imagen y ‘personal shoppers’ coinciden con lo anterior y afirman que es un clásico de moda muy versátil y elegante, que le otorga frescura a la mujer.

Lina María Garcés, ‘personal shopper’, explica que este luce bien en cualquier tipo de ocasión, ya sea para un evento casual, ‘sport’ o formal. Especifica que se pueden encontrar en tela dril, ‘denim’, lino, seda y pana, una variedad que le da a cualquiera la libertad para llevarlos con tenis, ‘stilettos’ (zapatos de tacón de aguja), plataformas, botas de cuero, en fin, ¡el límite es el cielo!

“El pantalón blanco es el nuevo básico del armario, tanto en clima frío como en cálido (...) cuando no sepamos qué ponernos, usarlo con blusas estampadas, de color entero, con camisetas de jean o blusones, nos ayudará a reflejar una imagen más sincera y equilibrada; además, le brindará mucha luz al ‘look’”.

Por su parte la asesora de imagen Nana Martínez dice que esta prenda de vestir es indispensable porque además de ser útil para trabajar, existen eventos en los que encaja perfectamente, específicamente en aquellos que manejan un código de vestimenta con el color blanco, como es el caso de las fiestas de blanco, los bautizos y las primeras comuniones.

“Se puede combinar de diferentes formas: puede ser elegante o también casual (...) un pantalón blanco con una camiseta y unos tenis lo convierte en algo casual, que sirve para el día a día. Si te lo pones con un ‘croptop’ y un ‘blazer’, o lo usas con un ‘body’ se convertiría en algo más elegante; en definitiva hay muchas maneras de combinarlo con prendas que tenemos dentro del guardarropa”.

Garcés resalta que aunque es muy funcional, existe un error muy común a la hora de llevarlo y este tiene que ver con el uso inadecuado de la ropa interior.

“Debemos ser muy cuidadosas porque este tipo de pantalón puede, según el tipo de tela, dejar al descubierto mucha piel aunque esté forrado, por tanto, lo ideal es elegir prendas íntimas sin costura, de color nude o piel para no generar fondos innecesarios”.

Martínez concuerda con lo anterior y añade que a la hora de adquirir alguno se debe prestar gran atención tanto al grosor de la tela como al hecho de que no sea muy ajustado, ya que de ser así podría llegar a visibilizar las celulitis (en caso de tenerlas).

“Recomiendo un pantalón blanco que se asemeje un poco al blanco perla o al blanco hueso, pues el blanco azulado tiende a no favorecer a la mayoría de pieles. Ahora, al escoger el corte del pantalón se debe hacer teniendo en cuenta la morfología del cuerpo, para luego decidir entre uno de tiro alto, tiro bajo, bota campana, bota recta o de pinzas, en fin”.

Para combinarlo, Garcés aconseja adoptar un “total white”. Este ayuda —según explica— a proyectar elegancia, le brinda luz a la persona y genera visualmente una silueta más esbelta. A su vez recalca que todos los colores hacen un ‘match’ perfecto con el tono blanco, aunque, a la hora de darle prioridad a un calzado (en caso de tener un diseño diferente o de ser estampado), manifiesta que lo ideal  es usar en la parte superior un solo tono.

“Si se lleva un pantalón tipo skinny blanco se deben usar zapatos de tacón o aquellos que son planos. Evitar las plataformas será una decisión ganadora porque este calzado al ser combinado con el tipo de pantalón mencionado tiende a darle un volumen innecesario a nuestra silueta”.

Una de sus recomendaciones principales es perderle el miedo a esta prenda de vestir y aprender a identificar el modelo que mejor se adapte al cuerpo.

“Por ejemplo, si tengo caderas anchas la recomendación es optar por pantalones rectos de tela más pesada como drill. Si mi fuerte no son las caderas se pueden usar pantalones más sueltos tipo ‘paper bag’, palazzo o de lino. Si cuento con piernas cortas, ¿qué tal un pantalón blanco tiro alto? Con seguridad la sacarías del estadio (...) se debe recordar que los pantalones blancos son nuestros nuevos aliados”.

Cuatro looks

Según la ‘personal shopper’ Lina Garcés, el pantalón blanco con el tono caqui es ganador, debido a que proyecta una imagen con fuerza. “Se puede llevar con chaleco caqui, un abrigo o una simple blusa de seda”. Si se quiere lograr un ‘look’ más divertido, recomienda “jugar” con materiales diferentes, adicionando como una correa animal print.

El look ‘total white’, por ser monocolor brinda un aire descomplicado. También le agrega a la persona, visualmente hablando, unos centímetros más de estatura y estiliza la figura. Adicionalmente, el tono blanco en la parte superior le da luz al rostro, lo que permite minimizar las temibles ‘arrugas’.

Otra forma de combinarlo —para Garcés— es emplearlo con una prenda en denim. Aconseja que sea lo más claro posible para “evitar los cortes en el ‘look’. Los zapatos que se elijan deben ser nude, camel o blancos”.

Para la asesora de imagen Nana Martínez un pantalón tipo sudadera puede otorgarle al look tanto un estilo casual como un estilo elegante. Para el casual recomienda combinarlo con un buzo, unos tenis. Para la versión elegante aconseja optar por un ‘look’ monocromático, complementando con tacones, accesorios y una cartera de mano.

Temas tratados

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA