EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/134805
José Manuel González 19 de Agosto de 2015

Láser y felicidad conyugal

El usuario es:
Compartir:

Láser viene de Light Amplification by Stimulated Emission of Radiation, que significa luz amplificada por emisión estimulada de radiación. El láser es un rayo de radiación electromagnética monocromático y con una dirección definida. Un dispositivo láser excita los átomos (dentro de un mecanismo especial) para que sus electrones liberen fotones que conforman el rayo láser.

Desde 1957, cuando Gordon Gould diseñó el primer dispositivo láser en la Universidad de Columbia (EEUU), son muchas las aplicaciones  de estos instrumentos para el bienestar humano. En la industria los rayos láser son útiles para cortar o soldar metales. También sirven para la construcción de edificios y hacer levantamientos topográficos.

En los hogares se utilizan para los dispositivos DVD, los discos compactos, las impresoras y los mouses de las computadoras, entre otras cosas.

En la investigación científica se utiliza frecuentemente para análisis químicos y en los espectroscopios láser.

En el área cosmética hoy hay muchos procedimientos que emplean diferentes tipos de dispositivos láser, como los utilizados para blanquear la piel en el área genital.

En el área de la salud también se utilizan con mucha frecuencia en procedimientos como las cirugías de corazón, ojos o en el tratamiento del cáncer.

Las aplicaciones en la salud dental incluyen tratamientos de cavidades, remodelación del tejido gingival y la regeneración nerviosa.

En el área emocional, que nos interesa mucho a los sexólogos, adiccionólogos y terapeutas de pareja, hay también muchas aplicaciones de esta tecnología de punta. El rayo láser, con la frecuencia adecuada, permite estimular las terminaciones específicas del sistema nervioso para fomentar o disminuir la secreción de hormonas o neurotransmisores que regulan el mundo emocional del ser humano.

Es por esto que esta nueva tecnología en el área comportamental permite lograr varias cosas que son muy importantes para la felicidad conyugal:

-Elimina los altos niveles de estrés, causa principal del maltrato conyugal.

-Disminuye los niveles de ansiedad, causa de muchas enfermedades físicas y mentales.

-Controla  el mal genio y la violencia de cónyuges con mal carácter.

-Disminuye el consumo de alcohol y otras drogas que alteran la salud física y la armonía conyugal.

-Facilita la recuperación del amor y la ternura en personas maltratadas y resentidas.

-Mejora el deseo sexual y ayuda a superar las disfunciones sexuales de origen predominantemente mentales, como la disfunción orgásmica femenina o la eyaculación precoz.

-Elimina el deseo de fumar.

-Disminuye las crisis depresivas y los intentos de suicidio en parejas conflictivas. Te invito a profundizar sobre este tema: http://drjosegonzalez.blogspot.com/2015/08/laser-y-estres.html

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA
Ir a EL HERALDO