EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/153867
Bienestar 25 de Septiembre de 2019

Pérdida gestacional: las secuelas físicas y emocionales en la mujer

El usuario es:
Foto: Shutterstock

Octavio De La Hoz Pérez @octaviodelahoz
Compartir:

El nacimiento de un bebé es uno de los eventos de mayor significación dentro de una pareja con este proyecto de vida. Durante nueve meses, las expectativas incrementan conforme pasa el tiempo hacia ese esperado día. Sin embargo, en esta etapa de gestación, múltiples eventos pueden provocar la pérdida del embarazo. ¿Qué afectaciones físicas y psicológicas provoca este hecho en la mujer? 

Procedimientos

La pérdida gestacional puede conllevar riesgos físicos en la vida de la madre. Según el ginecólogo, Isaac Vargas Barrios, quien es especialista en perinatología, existen dos procedimientos que pueden realizarse en estos casos.

“Se puede hacer por manejo quirúrgico o el médico. El primero se hace por vía mecánica o lo que se conoce habitualmente como legrado. El segundo es a través de medicamentos que provocan la expulsión del embrión. En ambos casos, habrán ciertas consecuencias pero con el manejo quirúrgico se toma el riesgo de perforar el útero o que existan complicaciones como el síndrome de Asherman, el cual provoca unas cicatrices en el útero que pueden ocasionar infertilidad en la madre”, explica el doctor Isaac.

En este tipo de situación, donde ocurre una pérdida gestacional de forma espontánea, existen diferentes causas que la provocan.

“El principal motivo suele ser los problemas de cromosomas. El cuerpo reconoce que el bebé no viene bien, rechaza el embarazo por así decirlo y se produce el aborto. Si la pérdida sucede más de dos veces es porque se debe controlar el sistema inmunológico de la madre, el cual está rechazando el embarazo”.

Afectación psicológica 

Según Olfani Narváez, quien es psicóloga clínica y especialista en trabajo de familia, las afectaciones emocionales para una madre que ha tenido la pérdida de un bebé en gestación van a depender de varios factores como su edad, si era su primer hijo o no, el momento actual que viva con su pareja y las expectativas que se tenían con este evento.

“En estos caso, la mujer tiene, no solo la pérdida de una vida, sino el de una ilusión. Se puede presentar el caso en que la mujer sienta culpa porque se generarán pensamientos para darle una respuesta a esa pérdida. Las etapas del duelo también suelen suceder y la durabilidad de superación va a depender de las diferentes personalidades, del acompañamiento familiar o profesional”.

Cabe mencionar que muchas mujeres no se sienten en confianza de comentar una pérdida con los familiares o allegados.

“En la antigüedad, si la mujer tenía muchos hijos, era edificada en todos los sentidos. A pesar que eso ha cambiado, no podemos negar que algo de los antepasados queda involucrado en el inconsciente colectivo. Por ello, la mujer prefiere no comentarlo por pena o evitar comentarios peyorativos hacia ella”, afirmó Narváez. 

Temas tratados

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA
Ir a EL HERALDO