EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/152910
Bienestar 26 de Junio de 2019

Acompañamiento: la clave para sobrellevar emocionalmente el cáncer de mama

El usuario es:
Foto: Shutterstock

Loraine Obregón Donado - Instagram:@soyloraineo
Compartir:

Aunque mucho se ha hablado de las enfermedades oncológicas, hoy día hay quienes no cuentan con la preparación emocional para aceptar un diagnóstico de esta magnitud. Tal parece que, a pesar de los avances que se han registrado en el ámbito de la salud, la palabra cáncer sigue siendo asociada con muerte.

En el caso del cáncer de mama, Marcela Torres, psicóloga clínica, explica que cuando a una mujer se le detecta dicha enfermedad, de inmediato se activa en ella una lluvia de pensamientos negativos con contenido catastrófico.

“Estos pensamientos muchas veces no los percibimos, pero sí nos percatamos del malestar que generan, como es el caso del miedo a enfrentar la enfermedad y no tener un buen pronóstico; la angustia por no saber qué pasará en el futuro inmediato; la rabia por creer que es una situación injusta y; finalmente, puede haber tristeza que mal manejada le abre la puerta a la depresión”.

Por su parte, el psicólogo y experto en relaciones de pareja Jorge Velásquez, dice que la noticia genera un impacto emocional. A su vez, menciona que desencadena, en algunos casos, un estrés crónico durante el tratamiento del cáncer, un deseo de culpar a los demás por lo que le sucede y un impulso de pelear consigo misma, con Dios y con el mundo, generando roces con las personas allegadas.

“Muchas veces pasa que se aíslan y no comparten con el otro porque no tienen el estado físico y emocional para hacerlo. Todo la va arrastrando a un estrés crónico”.

Torres enfatiza en que una estrategia que utilizan muchas mujeres para afrontar el diagnóstico es la negación, pues de esta forma dejan de enfrentarse de manera inmediata a la noticia que representa un cambio significativo en su vida, de ahí la importancia de que intervenga la orientación de un profesional en salud mental.

“Un experto puede ayudar en la aceptación del diagnóstico y en la búsqueda de mejores alternativas de afrontamiento, no solo para la enfermedad, sino también para los cambios que deberá adoptar en su vida. Además, el acompañamiento psicológico al inicio del diagnóstico puede prevenir patologías de origen emocional como la depresión o la ansiedad”.

Buscar grupos de apoyo de mujeres sobrevivientes de cáncer de mama es una buena opción, según explica Torres ya que, al escuchar estas historias de vida, disminuye en ellas la catastrofización de la enfermedad. 

Otro de sus consejos, durante el proceso de acompañamiento, es fortalecer la autoestima y fomentar una visión realista de la imagen corporal. Durante las quimioterapias, “es necesario hacerle ver a la paciente que el cabello se caerá, que es una parte de ella, pero que no es lo que la define como mujer. También es necesario no invalidar su tristeza por la pérdida de este, aunque tampoco se deben reforzar los estereotipos sociales asociados. Es esencial reconocer que es temporal y que, posteriormente, recuperará no solo su pelo, sino que tendrá una visión más positiva de sí misma”.

En el caso de los senos, someterse a una mastectomía afecta de manera directa la percepción de la imagen corporal de la mujer en sus relaciones interpersonales. Por tanto, Torres sustenta que en esta situación se debe escuchar y entender lo que significa para ella la pérdida de uno o de ambos. 

“La edad, el no tener hijos aún, las ocupaciones donde el cuerpo es parte importante del trabajo o tener una imagen corporal sobrevalorada son factores que pueden hacer más difícil el proceso. En cualquiera de los casos, se debe trabajar el duelo por la pérdida de una parte importante del cuerpo y las fases que este implica, por ejemplo, la negación, la rabia, la tristeza intensa y, finalmente, la aceptación de su nuevo cuerpo. En esta última fase, es importante considerar opciones que puedan ser viables para la paciente como prótesis externas y cirugía reconstructiva, entre otras. Pero, lo más importante, manejar mensajes más positivos y adaptativos donde la vida esté por encima de aspectos físicos”.

Para tener  en cuenta...

Con un experto. Este acompañamiento debe ser desde  el diagnóstico, tratamiento, recuperación hasta que el paciente y su familia lo requieran. Todo dependerá del grupo de apoyo con el que cuente la paciente, su personalidad y sus estrategias de afrontamiento.

Lo difícil. No contar con apoyo emocional, físico y económico es lo más complicado para una paciente. Es vital tener una familia amorosa y empática que pueda acompañarla y abrazarla en el proceso que muchas veces es largo y doloroso.

Un consejo. Las mujeres con cáncer deben estar abiertas a todas las posibilidades para su recuperación, ya que “la belleza del ser humano está en el alma y no en el físico”.

Temas tratados

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA
Ir a EL HERALDO