EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/59910
Histórico 10 de Marzo de 2012

¿Cómo se planea el desarrollo de los territorios?

El usuario es:

Compartir:

El Plan de Ordenamiento Territorial (POT), que los municipios y distritos adoptaron en aplicación de la Ley 388 de 1997, es el instrumento básico para desarrollar el proceso de ordenamiento del territorio municipal.

Se define como el conjunto de objetivos, directrices, políticas, estrategias, metas, programas, actuaciones y normas adoptadas para orientar y administrar el desarrollo físico del territorio y el uso del suelo.

Todos los municipios colombianos tienen POT, Plan Básico de Ordenamiento Territorial (PBOT) o Esquema de Ordenamiento Territorial (EOT), según su tamaño poblacional. Sus contenidos se encuentran organizados por componentes: general, urbano y rural, los cuales, en suma, definen las acciones a desarrollar en cada una de las vigencias (corto, mediano y largo plazo) para consolidar el modelo de ocupación territorial definido por el mismo POT para el municipio.

Esta es la única manera de que el municipio puede construir una plataforma territorial mediante la cual garantice mayor productividad económica, mejor y más equitativa prestación de servicios públicos y mayor cobertura social junto con una mayor sostenibilidad ambiental.

Para su ejecución, se deben incorporar los programas y proyectos definidos en cada uno de sus componentes a los Planes de Desarrollo Municipal (PDM), a través de los programas de ejecución, y este debe articularse con el respectivo plan plurianual de inversiones. Para la selección de los proyectos del POT que serán ejecutados durante el período constitucional que está iniciando, los alcaldes y alcaldesas deben tener en cuenta algunos temas que son claves del desarrollo territorial:

Habilitación de suelo para vivienda. Todos los proyectos de vivienda urbana y rural que proponga realizar el municipio deben tener en cuenta que estos pueden ser de iniciativa pública o privada y que se deben realizar en los suelos urbanos y de expansión que se definieron en los POT, para el caso de vivienda urbana, y en aquellas áreas del suelo rural, donde este uso está permitido.

Renovación urbana. Se debe promover la densificación de las áreas urbanas y la recualificación de aquellas zonas que presentan deterioro físico y social.

Generación, mejoramiento y sostenibilidad de espacio público. Conformado por la red peatonal, los parques y plazas, las zonas verdes y las áreas protegidas y los frentes de agua.

Incorporación de la prevención y reducción de riesgos a los Planes de Ordenamiento Territorial. Todos los municipios colombianos deben tener delimitadas sus áreas de amenaza, vulnerabilidad y riesgo en todo su territorio, para efectos de conocer las áreas seguras donde se puede promover el crecimiento urbano, el desarrollo económico y las medidas de mitigación y prevención que se deben realizar para evitar desastres.

Promoción de procesos de mejoramiento integral de barrios. Que presentan déficit cualitativo en materia de vivienda, prestación de servicios públicos, accesibilidad vial, cantidad y calidad de espacio público, hogares en riesgo y legalización urbanística.

La visión del POT en el PDM. Como lo detallamos en la pasada sección, los planes de desarrollo constan de un componente estratégico que debe partir de una visión compartida del desarrollo del territorio como una idea fuerza que moviliza a los diferentes actores de la entidad territorial hacia una imagen del futuro deseable y posible, esta visión es la base para formular e implementar decisiones estratégicas para alcanzar transformaciones significativas, sostenibles y sustentables en el territorio, garantizar los derechos humanos y fortalecer la democracia participativa.

Para el caso de los municipios y distritos es necesario revisar y evaluar la visión y el modelo de ocupación propuesto en el POT según su vigencia (para esto los alcaldes y alcaldesas deben tener claridad de la fecha de adopción de su plan de ordenamiento):
Si el POT ha terminado la vigencia de mediano y largo plazo, será la ocasión para ajustar el componente general con el fin de establecer las bases para la construcción de una nueva visión proyectada por lo menos para tres períodos de gobierno, es decir 12 años, esto será un insumo fundamental para los nuevos POT (este es el caso del Distrito de Barranquilla).

Si el POT se encuentra en primera o segunda vigencia, habrá lugar a revisar, y de ser necesario actualizar la visión que propone de manera que el plan de desarrollo contribuya a su logro.

El Decreto 4002 de 2004 ofrece la posibilidad de que los alcaldes municipales o distritales realicen modificaciones excepcionales de una o varias normas urbanísticas estructurales o generales del POT, las cuales se puede emprender en cualquier momento del período constitucional, siempre y cuando se demuestren y soporten técnicamente los motivos que dan lugar a su modificación y se busque lograr la consecución de los objetivos y estrategias territoriales de largo y mediano plazo definidas en el POT.

Tomado de: Planeación para el desarrollo integral en las entidades territoriales, El Plan de Desarrollo (PDM) 2012-2015. Descárguelo en la página del DNP. http://www.dnp.gov.co

¿Y ahora qué toca hacer?. Es muy importante que los municipios en los procesos de revisión y ajuste de sus planes de ordenamiento territorial tomen decisiones para su territorio basados como mínimo en el conocimiento de las dinámicas demográficas y poblacionales que presentan en su territorio, las áreas de importancia ambiental y las zonas que presentan amenazas y riesgos. La priorización de los proyectos del POT que se incluirán en los actuales planes de desarrollo correspondientes a la vigencia 2012-2015 debe tener en cuenta los proyectos que el municipio considera como prioritarios para resolver problemas urgentes que posea.

Para el cumplimiento de estos planes se requiere mayor autoridad por parte de los gobiernos locales, para ello se necesita una institucionalidad fuerte: secretarías de Planeación empoderadas y competentes, organismos ambientales eficientes y rigurosos en su ejercicio, secretarías de control urbano y espacio público ejerciendo mayores niveles de control y sanción para quienes no cumplan la norma; así como una ciudadanía organizada, que exige rendición de cuentas y pide resultados la gestión pública de los gobiernos.

Responsabilidades de los distritos y municipios en el Ordenamiento Territorial:

Formular y adoptar, como también revisar y ajustar los POT contemplados en la Ley Orgánica del Plan de Desarrollo y la Ley 388 de 1997, reglamentando de manera específica los usos del suelo en las áreas urbanas, de expansión y rurales, así como en suelos con categoría de suburbanos y de protección.

Optimizar los usos de las tierras disponibles y coordinar los planes sectoriales, en armonía con las políticas nacionales y los planes departamentales y metropolitanos.

Implementar los POT, desarrollando los proyectos de la correspondiente vigencia y otorgando permisos y licencias urbanísticas de conformidad con las normas allí contenidas.

¿Cuál es el deber ser?

Los POT tienen por objeto complementar la planeación económica y social a fin de racionalizar las intervenciones sobre el territorio y orientar su desarrollo y aprovechamiento sostenible (Artículo 41 Ley 152 de 1994 y Art. 6 Ley 388/97).

Es una responsabilidad de los alcaldes y alcaldesas armonizar los planes de desarrollo con los programas y proyectos de las administraciones precedentes que requieren continuidad, a la luz del modelo territorial y las acciones y actuaciones establecidas en los POT.

La armonía y complementariedad que deben existir entre los planes de desarrollo y los planes de ordenamiento territorial se definen en el artículo 21 de la Ley 388 de 1997: “El Plan de Ordenamiento Territorial define a largo y mediano plazo un modelo de ocupación del territorio municipal y distrital, señalando su estructura básica y las acciones territoriales necesarias para su adecuada organización, el cual estará vigente mientras no sea modificado o sustituido.

En tal sentido, en la definición de programas y proyectos de los planes de desarrollo de los municipios se tendrán en cuenta las definiciones de largo y mediano plazo de ocupación del territorio”.

Estructura del PDM y estructura del POT (Infografía)

Por Rocío Mendoza
Directora de Barranquilla Cómo Vamos
Twitter: @rochimendozam

Temas tratados

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA