EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/153430
Temas del Padre 17 de Agosto de 2019

Expresarse amor

El usuario es:
Padre Alberto Linero
Compartir:

La tecnología nos ha cambiado. Son nuevas las maneras que tenemos de juntarnos y de comunicarnos. Esto ha hecho que también las relaciones afectivas se hayan transformado y que a veces no tengamos claro los innegociables que se deben tener para poderse amar. Uno de ellos es la expresión clara del afecto. No se puede sostener una relación afectiva si no hay una expresión de amor clara y concreta. Creo que el amor se expresa, por lo menos, de la siguiente manera, y en mi caso estos son mis innegociables:

1- Dedicar Tiempo. Entiendo que las dinámicas de hoy nos hacen vivir con un déficit de tiempo y que son las familias y las personas que amamos las damnificadas. Se tiene tiempo para todo, menos para aquellos que decimos son tan importantes para nosotros. Tengo la certeza que ninguna relación afectiva funciona si no se saca una buena cantidad de tiempo y se da con calidad. Que quede claro que se trata de cantidad y calidad de tiempo, no podemos excluir ninguna de estas dos características. Se requiere juntarse y gastar tiempo en verse, conversar, entenderse y amarse. El uso de la tecnología ayuda, pero no puede ser absoluto. No basta con mandarse lindos emoticones, hay que mirarse a los ojos y compartir la vida misma.

2- Caricias y buena expresión. El amor hay que alimentarlo, recuerden que el amor no se muere sino que lo asesinan. Y lo asesinan cuando no hay caricias, cuando hay maltrato verbal y no hay verdadera conexión emocional. Se tiene que trabajar en tener contacto físico y en hablar de la mejor manera, que nos haga sentir valiosos y reconocidos. Los detalles son fundamentales para expresar todo el amor que se siente por el otro. En el caso de relaciones de pareja esta dimensión es fundamental. No se puede creer que las relaciones de pareja funcionan sin compartir la genitalidad.

3- Respetarse las emociones. Las emociones son reacciones, no son decisiones planeadas. Por eso en una sana relación afectiva, las emociones se respetan y no se ataca al otro porque está triste, decepcionado o frustrado, sino que se genera el espacio para que pueda reconocerla, controlarla y usarla para seguir adelante en la realización de su proyecto de vida.

4- Diálogo y resolución de conflictos. Nada destruye más una relación que los problemas eternos. Sí, los problemas que no se resuelven, que se evaden o se niegan, terminan detonando y acabando con toda la relación. Creo en lo que Pablo de Tarso nos recomienda en Efesios: “…que el enojo no les dure todo el día” (Efesios 4,26). Los problemas hay que enfrentarlos y resolverlos lo más pronto que se pueda. Dejarlos hibernar es preparar sorpresas monstruosas para la relación.

Creo que una relación afectiva que por lo menos no tenga estas prácticas, termina en la rutina, en el aburrimiento y muy seguramente, en la ruptura. Insisto mucho en que la felicidad depende, en gran medida, de la calidad de las relaciones que sostenemos con las personas con la que nos relacionamos. No puedes ser feliz si tus relaciones son un infierno y son motivo de sufrimiento continuo. 

@Plinero 
www.elmanestavivo.com
www.jai.com.co
 

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA
Ir a EL HERALDO