EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/154973
Temas del Padre 04 de Enero de 2020

Cambiar es vivir

El usuario es:
Alberto Linero
Compartir:

No podemos tenerle miedo al cambio, ya que el cambio es inevitable y conveniente. Queramos o no siempre estamos sumergidos en una dinámica de cambios: físicos, culturales, laborales, existenciales. Siempre, por ser seres en el tiempo, estamos evolucionando. Entiendo que nos dé miedo el cambio, ya que siempre se nos presenta como novedad. Nuestra estructura antropológica hace que lo conocido nos genere seguridad.

El año pasado experimenté muchos cambios. No ha sido fácil, pero creo que he crecido en cada una de esas experiencias. Comparto con ustedes tres aprendizajes que he tenido en estas experiencias de cambios, esperando que los motive a ustedes a no anclarse, sino a estar dispuestos a fluir en las situaciones.

1 - Todo vuelve a ser conocido. Pronto lo que experimentamos como un cambio se hace parte bien conocida de nuestra vida y nos genera la seguridad que habíamos perdido en la turbulencia. Hay que ser pacientes y vivir con atención cada una de las situaciones porque a ellas nos vamos a habituar.

2 - Todo cambio trae ganancias y pérdidas. La vida no es unidimensional como a veces quisiéramos. Todo tiene complejidad. Cuando cambiamos experimentamos ganancias que nos llevan a valorar todo lo que estamos viviendo, pero también constatamos que nos faltan realidades que antes estaban y que tal vez no valorábamos tanto y que ahora nos hacen falta.

3 - Seguiremos cambiando. Cuando llegamos a un puerto luego de viajar tanto creemos que ya de allí no nos vamos a mover más, pero que va, pronto estaremos zarpando hacia una nueva estación. Por lo cual no podemos sino estar vigilantes y preparados para seguir el viaje.

El 2020 traerá sus cambios y tienes que estar dispuesto a afrontarlos, a superarlos, a aprovecharlos en función de tu proyecto de vida y a vivirlos con el entusiasmo y la pasión necesaria.
Eso te exige realidad, certeza y objetividad. Esto es, no puedes pretender que todo se resuelva mágicamente, sino que tienes que trabajar y dar lo mejor de ti.
En estos días de descanso he visto dos series que me han ayudado a entender el cambio. Los dos Papas, de Meirrles, en la que se nos recuerda que cambiar no es perder o traicionarse, sino evolucionar. Y The Witcher, donde Yennefer nos deja claro que los cambios no son mágicos, sino reales. Definitivamente cambiar es vivir.

@Plinero 
www.elmanestavivo.com
www.jai.com.co

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA