EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/130485
Tecnología 26 de Marzo de 2014

Salas de ‘chat’ sobreviven entre el furor de las redes

El usuario es:

Foto: José Torres y Shutterstock

Lo más importante al ingresar a una sala de ‘chat’ es ser prudentes y cautelosos con la información que se comparte en los diálogos.

Inguel J. De la Rosa Vence / ingueldelarosa@gmail.com

Ampliar el círculo social sigue siendo una prioridad para muchos y, cada vez más, el Internet como red mundial es el sistema de comunicación ideal para una interacción sin fronteras. Bajo esta premisa y procurando una conversación informal y cotidiana, a principio de los 70’ surge la primera comunicación de computadora a computadora, que a finales de los 80’ se consolida como una nueva alternativa de diálogo: el chat.

Es así como hace más de una década se inicia el auge de las salas de chat, esas que permiten una conversación simultánea, en tiempo real, entre más de dos individuos, por medio de texto, audio, e incluso, video.

Estudios revelan que tres de cada cinco usuarios pasaron alguna vez por salas de chat y en la actualidad, uno de cada dos, chatea con frecuencia. Y no es para menos si los requisitos son básicos, basta con tener un computador con conexión a Internet, elegir un apodo o nick e ingresar en alguna sala.

Sin embargo, con la llegada de las redes sociales, el crecimiento de las salas de chat parece ir a la inversa contemplando el fácil acceso a “la información de las personas y un lugar de contacto más permanente” que permite un perfil en Facebook o una cuenta en Twitter, como explica la consultora de TIC’s, Marcela López.

“La sala de chat quedó en 1.0, algo muy básico”, agrega, en especial para los jóvenes que están a la vanguardia de las nuevas aplicaciones y sienten que estos ‘cuartos virtuales’ no satisfacen sus necesidades de información.

Incluso,  mientras en las redes “el peligro está en admitir desconocidos de quien en apariencia tienes más información”, en las salas de chat, los datos del otro se reducen a un simple nombre de usuario.

López considera que las campañas de seguridad en la web, así como los chantajes y acosos sexuales que han sido noticia, han surtido efecto y aislado a los cibernautas de las salas de chat, emigrándolos hacia plataformas aptas para interactuar, compartir información en línea, transferir archivos y comentar las publicaciones solo con sus conocidos.

Latentes entre jóvenes y adultos. Lo cierto es que para muchos estos canales de comunicación siguen siendo una buena opción para intercambiar ideas, pero aún más, para conocer amigos y encontrar al amor de su vida.

Dice la consultora López que son personas que “se quieren aislar de sus amigos y familiares, llamar la atención ante desconocidos” y hasta contarles a ellos lo que jamás le dirían a su círculo social.

Tal vez por esto las salas de chat más tradicionales siguen teniendo su público, encasillado como de costumbre de acuerdo con la edad, nacionalidad o intereses.

En cuestión de riesgos, estas salas han reforzado sus políticas con operadores que se identifican por el símbolo @ que antecede a su nombre de usuario y se encargan de hacer valer normas de convivencia en cada sala de chat, lanzando mensajes como “respeto, guarden respeto”.

En la actualidad, también surgen nuevas salas de chat en sitios web que trasmiten eventos y crean un canal de estos, paralelo a la trasmisión. “Allí interactúan usuarios llevados por un tema en común (el evento), lo cual crea una sala de chat temporal”, apunta López.

En todo caso, si desea hacer parte, o en su defecto, seguir compartiendo en el mundo del chat, no olvide ser cauteloso con la información u opinión que brinda públicamente. No exponga su privacidad, ni crea todo lo que ve.

www.latinchat.com

Quizá la más reconocida por su antigüedad. Por estos días, aún existen más de 550 usuarios activos en las salas como Amor y Amistad, Entretenimiento, Edades, Caliente, Zona erótica y otras. 


www.colchat.com
Además de ser un magacín y un sitio de entretenimiento, ofrece un ‘chat’ para latinos con espacios para amigos, extranjeros y gays.


www.chateagratis.net
Con solo escribir tu apodo y escoger un avatar, puedes empezar a chatear en una sala del país y de la región que desees. En una tarde, encuentras hasta 600 usuarios conectados.

Etiquetas

Más de revistas