EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/142861


Moda
10 de Mayo de 2017

‘Looks’ para cuando madre e hija van de la mano

‘Look’ tipo coctel
Si tiene unos lindos brazos, puede mostrarlos. Si es una mujer de poca estatura, una falda, puede ser de abertura lateral, le va a funcionar. O una falda larga, de acuerdo a su estatura. Los enterizos y los pantalones amplios. Nada metalizado o de lentejuelas. Eso es más de jovencitas.
‘Look’ tipo coctel
En el día a día
Pantalones. Si tiene el muslo muy grueso no se puede forrar con pantalones demasiado apretados. La moda va con la personalidad. Debe pensar bien en las cosas que va a utilizar de acuerdo al tipo de piel.
En el día a día
Gym
Usar pantalones sueltos, o lycras largas, con una camiseta básica, mientras que la hija puede ir en camisillas o blusas tipo esqueleto, en ‘shorts’ o ‘tops’. Es distinto. Las gorras nunca están de más para cuidar la piel del sol.
Gym
Para la playa, o un  domingo de ‘relax’.
Las túnicas, las camisas largas, las étnicas, o los vestidos frescos son la mejor opción. Por supuesto, nada muy corto. Puede acompañarlo con una pava (sombrero de playa) para evitar manchas de sol y cuidarse la piel.
Para la playa, o un domingo de ‘relax’.
‘Look’ tipo coctel
En el día a día
Gym
Para la playa, o un  domingo de ‘relax’.
“El boleto más seguro para verse mayor es tratar de verse como una menor”, es la primera frase en la que Pilar Castaño hace énfasis cuando de madres que les gusta estar a la moda se trata.
 
En esta edición especial de madres queremos mostrarles cómo una mamá se puede ver bien, saliendo con su hija, sin dejar de estar a la moda. Resaltaremos atuendos divertidos, en tendencia, y looks que puede llevar en diferentes escenarios de la vida cotidiana. 
 
Para eso, consultamos a Pilar Castaño, periodista bogotana que se ha caracterizando por su pasión por la moda y estilo clásico, el mismo que va con su personalidad. Es esto –confiesa- de lo que trata el buen vestir. “Es ir de acuerdo a cada personalidad”.
 
 Uno de los puntos que Castaño enfatiza es en que el ajuar debe ir acorde con la edad. Ser muy cuidadosas con lo que se usa. “Una mujer tiene que entender que el tiempo pasa y que hay prendas que te van dejando. Desde luego que la edad es mental pero, con el tiempo, la mujer necesita sentirse cómoda, por eso no puede forrarse, por ejemplo, o subirse una falda”. 
 
A esto añade que hay actitudes que no se deben adoptar, a la hora de vestir, y así se tenga la piel más tonificada, o una buena figura, se debe recordar el mensaje que quiere dejar como mamá. “Puede ser la madre más feliz y la más jovial con sus hijas, pero siempre guardando su lugar. No todo se vale a los 40, 50 o 60”.
 
La asesora de imagen, coach y conferencista de moda, da como recomendaciones escoger lo básico y clásico, dando pie para encontrar prendas de buena confección. “Una mujer clásica puede escoger prendas que caigan bien y que tengan un buen arte sartorial”. 
 
Con esto, hace referencia a aquellos elementos que tengan buenos cortes, como unos pantalones amplios, o faldas con aberturas a los lados. Pensando siempre, además, en el tipo de cuerpo y la estatura. “Si es una mujer de poca estatura, es mejor una falda de abertura lateral. O una falda larga, si es alta. Los enterizos y los pantalones amplios también pueden funcionar. Pero si tiene el muslo muy grueso no se puede forrar con pantalones demasiado apretados.”
 
No todas las madres guardan las mismas proporciones. Hay que tener en cuenta esas características y así lucir mejor sus atributos. “Llevar el cuello tipo halter es acertado si tiene unos lindos brazos, puede mostrarlos, igual la espalda”. 
 
Lo mismo pasa con la piel. El órgano más grande e importante en el cuerpo debe tomarse en cuenta sin falta. “La piel envejece. Si tienes la piel un poco suelta debes pensar bien en las cosas que vas a utilizar”.
 
Con estos consejos, Pilar Castaño invita a las madres a ver su clóset. Identificar si lo que ve va acorde a su personalidad, cuerpo, estatura, y tipo de piel, y por su puesto, recordar cuál es su rol. Eso sí, no debe dejar las tendencias de moda que van y vienen. Como todo lo floral, los pantalones amplios y los vestidos, indispensables en una ciudad de la costa y trending en la actualidad.
 
Y, ¿qué no debe estar en el armario de una mamá? “Lo apretado y lo corto. Tampoco lo metalizado o de lentejuelas. No tiene que ser llamativa. Una mujer debe pasar inadvertida, y una vez inadvertida, será inolvidable”. 
 
Texto: Daniela Fernández Comas @danielaferco
Fotos: Orlando Amador Rosales
Agradecimientos a: Rosalía Angulo y Laura Osorio
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA
Anuncio

LO ÚLTIMO DE REVISTAS