EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/141916
Mi Terapia de Pareja 15 de Marzo de 2017

¿Eres una mujer Disney?

El usuario es:
Frauky Jiménez Mazo

Las mujeres perfectas no existen, pero si las mujeres muy valientes. Bueno sin agrandar mucho el asunto, me atrevo a decir que alguna vez en su vida usted ha conocido alguna mujer “Disney”,  en los cuentos de hadas a  la mujer se le asigna un rol donde están limitadas a ciertas acciones, siendo estas usualmente labores domésticas. 

Disney ilustra a la mujer hermosa, joven, que consigue marido y por supuesto príncipe, tener y criar hijos y  el final de: “vivieron felices para siempre”.

Los cuentos de hadas narran como las princesas se enamoran a primera vista, cantan bonito, bailan con los animalitos y se casan con alguien de igual o mayor clase social. En la vida real  esto casi nunca coincide.

Psicólogos, especialistas en el género, y neurólogos analizaron a dos princesas Disney, Blanca Nieves y Cenicienta. A la primera la analizan como una de las princesas más dependientes, pasivas, sumisas e inútiles.

Y  Cenicienta no es tan sumisa ni pasiva como Blanca Nieves, aunque si es feliz haciendo tareas domésticas, el príncipe no la necesitaba profesional.

Ahora bien, les digo que todos tenemos derecho a decidir qué hacer con nuestras vidas, y algunas mujeres les gusta y son felices siendo amas de casa, no lo critico, pero  sí deseamos  ser profesionales, salir de nuestras casas, y a la vez criar hijos, ganar dinero; pues lo podemos hacer y si al príncipe no le gusta, y se lo impide eso es maltrato emocional, psicológico.

En las películas de princesas Disney, también se puede observar que ellas son débiles. Es decir, siempre tiene que haber una imagen masculina a su lado. Por supuesto esa son palabrerías mandadas a recoger, rico disfrutar de un compañero, de un hombre a nuestro lado, pero diferente es que seamos tan dependientes que nos anulemos al punto de creer que no podemos hacer nada en la vida si no estamos casadas.

Pero Disney mucho tiempo  ilustró a la mujer  que no puede superarse a sí misma. En estas películas, el príncipe es el héroe, que  salva a las princesas de sufrir por una madrastra, por alguna tristeza, o alguna injusticia. La única virtud que ellas poseen es la belleza, juventud y cantar bonito. Que tonterías les metían en la cabeza a las niñas.

Las princesas Disney no pueden hablar por sí mismas, ni tener una opinión o ideas propias. En  La Sirenita y en La Bella y la Bestia,  se puede ver que la mujer es mejor vista si está callada y el hombre es el que proporciona las ideas y opiniones.

Acabe con “Princesas Disney” inútiles y sumisas,  pero por supuesto, si somos mujeres reales que inspiran canciones como esta:  “que hubiera escrito Neruda que habría pintado Picasso si no existieran musas como ustedes….

En Barranquilla el día 18 de Marzo de 2017, con gran alegría voy a dictar el taller para parejas Los días para quererse, se pueden inscribir en el correo psicoterapiadepareja@hotmail.com. Para mayor información llamar al cel. 311 2098845. O visítame en www.miterapiadepareja.com.

Etiquetas

Más de revistas

¿Eres una mujer Disney?

Miércoles, Marzo 15, 2017 - 00:00
Frauky Jiménez Mazo

Las mujeres perfectas no existen, pero si las mujeres muy valientes. Bueno sin agrandar mucho el asunto, me atrevo a decir que alguna vez en su vida usted ha conocido alguna mujer “Disney”,  en los cuentos de hadas a  la mujer se le asigna un rol donde están limitadas a ciertas acciones, siendo estas usualmente labores domésticas. 

Disney ilustra a la mujer hermosa, joven, que consigue marido y por supuesto príncipe, tener y criar hijos y  el final de: “vivieron felices para siempre”.

Los cuentos de hadas narran como las princesas se enamoran a primera vista, cantan bonito, bailan con los animalitos y se casan con alguien de igual o mayor clase social. En la vida real  esto casi nunca coincide.

Psicólogos, especialistas en el género, y neurólogos analizaron a dos princesas Disney, Blanca Nieves y Cenicienta. A la primera la analizan como una de las princesas más dependientes, pasivas, sumisas e inútiles.

Y  Cenicienta no es tan sumisa ni pasiva como Blanca Nieves, aunque si es feliz haciendo tareas domésticas, el príncipe no la necesitaba profesional.

Ahora bien, les digo que todos tenemos derecho a decidir qué hacer con nuestras vidas, y algunas mujeres les gusta y son felices siendo amas de casa, no lo critico, pero  sí deseamos  ser profesionales, salir de nuestras casas, y a la vez criar hijos, ganar dinero; pues lo podemos hacer y si al príncipe no le gusta, y se lo impide eso es maltrato emocional, psicológico.

En las películas de princesas Disney, también se puede observar que ellas son débiles. Es decir, siempre tiene que haber una imagen masculina a su lado. Por supuesto esa son palabrerías mandadas a recoger, rico disfrutar de un compañero, de un hombre a nuestro lado, pero diferente es que seamos tan dependientes que nos anulemos al punto de creer que no podemos hacer nada en la vida si no estamos casadas.

Pero Disney mucho tiempo  ilustró a la mujer  que no puede superarse a sí misma. En estas películas, el príncipe es el héroe, que  salva a las princesas de sufrir por una madrastra, por alguna tristeza, o alguna injusticia. La única virtud que ellas poseen es la belleza, juventud y cantar bonito. Que tonterías les metían en la cabeza a las niñas.

Las princesas Disney no pueden hablar por sí mismas, ni tener una opinión o ideas propias. En  La Sirenita y en La Bella y la Bestia,  se puede ver que la mujer es mejor vista si está callada y el hombre es el que proporciona las ideas y opiniones.

Acabe con “Princesas Disney” inútiles y sumisas,  pero por supuesto, si somos mujeres reales que inspiran canciones como esta:  “que hubiera escrito Neruda que habría pintado Picasso si no existieran musas como ustedes….

En Barranquilla el día 18 de Marzo de 2017, con gran alegría voy a dictar el taller para parejas Los días para quererse, se pueden inscribir en el correo psicoterapiadepareja@hotmail.com. Para mayor información llamar al cel. 311 2098845. O visítame en www.miterapiadepareja.com.

Imagen: