EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/144409
Mi Terapia de Pareja 02 de Agosto de 2017

Cuando la mujer no siente ganas

El usuario es:
Frauky Jiménez Mazo

Existen muchas mujeres que presentan disfunciones sexuales en realidad esto ha ido en aumento, según los estudios la cifra oscila alrededor del 40%, las mujeres presentan problemas sexuales en mayor medida que los hombres.

Son pocas las que consultan al  psicólogo sexólogo, cuando acuden a mi consultorio se tranquilizan al poder hablar de sus problemas sexuales con un profesional especializado en la sexualidad femenina, algo tan íntimo que muchas veces no se  atreven a contarle ni a su mejor amiga o a la mamá.

La mujer que no tiene deseo sexual presenta ausencia o disminución de pensamientos o fantasías sexuales y no tiene  interés en iniciar un encuentro sexual, con el esposo.

Las mujeres con bajo deseo sexual podrían presentar algunas de estas situaciones:

1. Problemas de pareja especialmente el déficit en comunicación

2. Disfunciones sexuales previas (vaginismo, dispaneuria, anorgasmia etc.)

3. Trastornos del estado del ánimo (depresión, ansiedad)

4. Trastornos hormonales

5. Medicamentos

6. Enfermedades crónicas como la diabetes, insuficiencia renal,  dolor crónico cáncer etc..

7. El estrés (favorece el aumento de prolactina que inhibe el deseo),  la fatiga y el cansancio.

La mujer con bajo deseo sexual pasa por fases:

• Primera fase: El problema puede comenzar por un desajuste en la frecuencia, donde la mujer no es consciente del asunto, pero empieza a buscar formas de evitar tener sexo.

• Segunda fase: Ella comienza a sentirse presionada por el compañero, pues él ya se ha dado cuenta que lo rechaza.

• Tercera fase: Aunque tiene bajo deseo sexual y su pareja la presiona trata de tener relaciones sexuales para satisfacer a su pareja,  comenzando a tener una percepción del placer discretamente disminuida y esforzándose por realizar encuentros eróticos. En esta fase, una vez termina el coito, tiene la sensación de liberación. Aquí muchos señores se dan cuenta que ella está teniendo sexo por solo cumplir.

• Cuarta fase: Ante la idea de tener relaciones se genera un alto nivel de ansiedad. En este momento, él suele estar alerta, obsesionado por la situación y con abundante deseo,  percibiendo como insinuación erótica cualquier conducta que dé ella, aunque no tenga nada que ver, por lo que la presión se hace mayor. En esta fase cuando el comienza a hacer un despliegue de conductas insinuantes y ella no responde, las quejas verbales se hacen más comunes y la relación de pareja comienza a deteriorarse en aspectos ajenos a la sexualidad.

• Quinta fase: La ansiedad porque su pareja le pida tener relaciones sexuales es tan alta que somatiza presenta dolores de cabeza, y de solo pensar en que no puede escapar del evento sexual puede entrar en una crisis de ansiedad y aversión al sexo.

Ahora que lo saben señoras busquen ayuda profesional y mejore sus relaciones sexuales.

Visíteme en www.miterapiadepareja.com
Celular: (57) 311 2098845,
@frauky
consultas@miterapiadepareja.com

 

Etiquetas

Más de revistas
-->