EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/144513
Maribel Pedrozo 09 de Agosto de 2017

No más puntos negros en mi cara

El usuario es:
Maribel Pedrozo

Para mí no hay duda de que los puntos negros en la cara son uno de los problemas más antiestéticos y molestos que hay. Y, además, pueden aparecer hasta en la piel más sana, grasosa y bonita de forma ocasional. De la pubertad en adelante no respeta edad, pinta ni estrato social. 

En mi práctica diaria veo como mis clientes, jóvenes o mayores, se quejan de esos «feos puntos negros» y verlos y oírlos decir después de un tratamiento facial: “Woouu, por fin me veo mi nariz, mi piel respira”. De ahí en adelante les enseño  su rutina en casa y la importancia en el cuidado de su piel. 

Pero ¿qué son los puntos  negros?  

Es un grano que está abierto y obstruido por un tapón córneo de un color similar al negro generado por la acumulación de melanina. Esta no permite el drenaje de la glándula sebácea. Son conocidos como granos, comedones o acné comedónico, y se debe a una obstrucción de los poros de la piel que aparecen por la producción sebácea (que se ve más en la nariz, mentón y mejillas ), vinculada al proceso de oxidación de las células. Es muy común en adolescente, y en personas con pocos hábitos en limpieza facial. También cabe mencionar que en personas de la tercera edad es bien notable,  ya que no ven importante el cuidado de la piel, en especial en hombres; advierte el Dr Alejandro Pedrozo, dermatólogo en Miami. 

No lo confundas con acné, aunque en algunos casos viene combinado,  sino que se deben a una producción excesiva de sebo que sale de los poros, pero que, al no ser retirado, queda cubierto por células nuevas de piel, quedando atrapado en su interior. Allí se oxida y adquiere ese característico color negro. 

Lo mejor para evitar que sigan apareciendo es limpiarse la cara siempre,  utilizar como tónico agua mineral, evitar los productos grasos de todo tipo, cuidar que ni el pelo ni las manos rocen la cara (aportan más grasa) e intentar que ese sebo no se acumule de nuevo. Además, conviene usar un producto exfoliante sobre la zona afectada con regularidad para prevenir su aparición. También aconsejo limpiar la pantalla de tu celular con pañitos de cloro. 

No es fácil acabar con los puntos negros: para conseguirlo, se ha de hacer constante. Impedir la acumulación de sebo es la mejor forma de poner freno a los puntos negros antes de que aparezcan. Si eres constante, poco a poco verás cómo se hacen menos notorios. Además, es fundamental ser insistente y convertir el cuidado de esta zona en una rutina habitual, pues es la única manera de acabarlos.

Mi consejo. Una limpieza facial profunda realizada por un profesional estético certificado y con experiencia en extracciones, que pueda purificar esas zonas afectadas, sin irritarlas, es el tratamiento más adecuado. Es posible que necesites varias sesiones o un tratamiento de varios meses, pero, sin duda, el resultado valdrá la pena. No lo hagas en casa, si no sabes,  puedes ocasionar manchas o marcas post trauma a tu piel. Si el cuidado no es el correcto sufrirá un envejecimiento progresivo. 

La Sociedad Española de Medicina Estética recomiendan algunos alimentos que pueden actuar como cosméticos y pueden ayudar a eliminar, sobre todo, el acné y puntos negros comedogénicos. La Clara de huevo ayuda con las impurezas del rostro, los puntos negros en especial. Se debe aplicar en la cara previamente lavada, después poner papel higiénico sobre la clara y aplicar encima otra capa. Cuando se endurece, retirar tirando suavemente de arriba abajo. Azúcar morena y miel de abeja  se usa como exfoliante natural que elimina las impurezas sin dañar la dermis. El yogur orgánico natural  es un limpiador eficaz para todos los tipos de piel.  Ayuda a eliminar las impurezas y el acné. Para que haga efecto hay que aplicarlo mezclado con un poco de limón y dejar actuar durante 15 minutos.

Toma nota, mantener una rutina de limpieza, lavar el rostro dos veces al día y quitar el maquillaje en las noches es lo indicado.  Es totalmente erróneo “aplastar” con tus dedos o uñas  hasta que salgan ya que solo se le hace daño a la piel. La contaminación, el polvo, la aplicación continuada de maquillaje, por temas hormonales y la producción de grasa, entre otros factores son los que se encargan de ensuciar el cúmulo de secreciones.

 
La Alquimista de la Belleza
Info@DraMaribelPedrozo.com 
www.DraMaribelPedrozo.com

Etiquetas

Más de revistas
-->