EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/146932
José Manuel González 27 de Diciembre de 2017

¿Preparamos a nuestros hijos para ser buenos cónyuges?

El usuario es:
Jose Manuel Gonzalez

Una de las preguntas más frecuentes que me hacen en las conferencias para las escuelas de padres se refiere a cómo tratar a los hijos para que desarrollen las características que les permitan ser mejores esposos y esposas. Los padres cada vez más se preocupan por este tema. Antes pensaban fundamentalmente en los estudios universitarios de los hijos, pero hoy tienen más claro que los ingresos económicos laborales son solo una parte del bienestar y la felicidad. Muchos ya saben que la armonía conyugal es básica para la estabilidad y el bienestar de la familia.

Antes se enfatizaba más en la unión de la familia, olvidándose que la pareja estable es la base fundamental del bienestar familiar. Sin pareja armónica la familia no puede funcionar adecuadamente. Para ser buenos esposos se necesita ser personas seguras, con una buena autoestima. Una guía simple para lograr esto es:

Trata de ser un modelo positivo. Tu hijo acabará siendo un reflejo de sus padres, tanto en lo positivo como en lo negativo. Si tú te muestras pesimista o eres muy crítico con tu pareja, generarás eso en tus hijos. Si actúas con optimismo y seguridad, ellos aprenderán a ser seguros y optimistas.

Mírales a los ojos. Cuando sostienes la mirada directa a los ojos, les estás enseñando a tus hijos una habilidad básica para la solución de los conflictos entre adultos. Cuando le hablas a un niño mirándole a los ojos y mostrándole que le pones atención le estás comunicando que él es importante para ti y que te interesas por sus asuntos.

Fíjate cómo educas a tus hijos. Trata de resaltar cualquier hecho positivo, porque esto hará que se esfuercen cada vez más en su evolución hacia convertirse en mejores personas. Dales elogios y abrázalos cada vez que observes pasos hacia lo mejor. Fíjate en cada avance, más que en lo que falta para hacer las cosas bien. En vez de castigar cada vez que pelean con la hermanita, prémiales cada vez que los ves jugando en armonía.

Exprésales cariño. Para estimular la seguridad y fortalecer la autoestima es muy importante expresarles el amor a nuestros hijos. Diles lo mucho que los quieres y que estás orgulloso de ellos, recuérdales sus cualidades, abrázalos, bésalos. Celebra con ellos las fechas especiales, como sus cumpleaños.

Dedícales tiempo de calidad. Incluye en tu horario un espacio diario para compartir con tus hijos. Esto les permitirá pensar que son valiosos e importantes para ti. Cuando no tengas tiempo, y ellos te pidan compañía, explícales lo que ocurre y diles cuándo los podrás acompañar, algo así como: “ahora no puedo porque debo responder estos mensajes, pero cuando termine vamos a jugar y conversar un rato”.

Quiero terminar diciéndote que deseo que tengas unas felices fiestas de fin de año y un 2018 lleno de amor, salud y prosperidad, en donde cada día inviertas en acciones que fortalezcan tu vida de pareja y tu familia.

 
Dir: Cra. 51B 
No. 94-334, consultorio 404 Barranquilla.
Celular: 
(57) 310 630 24 44
www.drjmgonzalez.com
@drjosegonzalez

 

Etiquetas

Más de revistas

¿Preparamos a nuestros hijos para ser buenos cónyuges?

Miércoles, Diciembre 27, 2017 - 00:00
Jose Manuel Gonzalez

Una de las preguntas más frecuentes que me hacen en las conferencias para las escuelas de padres se refiere a cómo tratar a los hijos para que desarrollen las características que les permitan ser mejores esposos y esposas. Los padres cada vez más se preocupan por este tema. Antes pensaban fundamentalmente en los estudios universitarios de los hijos, pero hoy tienen más claro que los ingresos económicos laborales son solo una parte del bienestar y la felicidad. Muchos ya saben que la armonía conyugal es básica para la estabilidad y el bienestar de la familia.

Antes se enfatizaba más en la unión de la familia, olvidándose que la pareja estable es la base fundamental del bienestar familiar. Sin pareja armónica la familia no puede funcionar adecuadamente. Para ser buenos esposos se necesita ser personas seguras, con una buena autoestima. Una guía simple para lograr esto es:

Trata de ser un modelo positivo. Tu hijo acabará siendo un reflejo de sus padres, tanto en lo positivo como en lo negativo. Si tú te muestras pesimista o eres muy crítico con tu pareja, generarás eso en tus hijos. Si actúas con optimismo y seguridad, ellos aprenderán a ser seguros y optimistas.

Mírales a los ojos. Cuando sostienes la mirada directa a los ojos, les estás enseñando a tus hijos una habilidad básica para la solución de los conflictos entre adultos. Cuando le hablas a un niño mirándole a los ojos y mostrándole que le pones atención le estás comunicando que él es importante para ti y que te interesas por sus asuntos.

Fíjate cómo educas a tus hijos. Trata de resaltar cualquier hecho positivo, porque esto hará que se esfuercen cada vez más en su evolución hacia convertirse en mejores personas. Dales elogios y abrázalos cada vez que observes pasos hacia lo mejor. Fíjate en cada avance, más que en lo que falta para hacer las cosas bien. En vez de castigar cada vez que pelean con la hermanita, prémiales cada vez que los ves jugando en armonía.

Exprésales cariño. Para estimular la seguridad y fortalecer la autoestima es muy importante expresarles el amor a nuestros hijos. Diles lo mucho que los quieres y que estás orgulloso de ellos, recuérdales sus cualidades, abrázalos, bésalos. Celebra con ellos las fechas especiales, como sus cumpleaños.

Dedícales tiempo de calidad. Incluye en tu horario un espacio diario para compartir con tus hijos. Esto les permitirá pensar que son valiosos e importantes para ti. Cuando no tengas tiempo, y ellos te pidan compañía, explícales lo que ocurre y diles cuándo los podrás acompañar, algo así como: “ahora no puedo porque debo responder estos mensajes, pero cuando termine vamos a jugar y conversar un rato”.

Quiero terminar diciéndote que deseo que tengas unas felices fiestas de fin de año y un 2018 lleno de amor, salud y prosperidad, en donde cada día inviertas en acciones que fortalezcan tu vida de pareja y tu familia.

 
Dir: Cra. 51B 
No. 94-334, consultorio 404 Barranquilla.
Celular: 
(57) 310 630 24 44
@drjosegonzalez

 

Imagen: