EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/143671
José Manuel González 28 de Junio de 2017

¿Por qué soy precoz?

El usuario es:
Jose Manuel Gonzalez

Uno de los trastornos sexuales que con más frecuencia atiendo se relaciona con esta enfermedad que afecta drásticamente la vida conyugal porque la mujer se siente insatisfecha con el poco tiempo de que dispone para disfrutar la intimidad y el hombre sufre por no poder complacer adecuadamente a su compañera.

Son varios los factores que llevan a un hombre a la precocidad en su encuentro íntimo. Los tres más comunes son:

1 - La masturbación. La costumbre inicial de terminar rápido para no ser descubiertos en sus primeras experiencias eróticas solitarias. Generalmente en la adolescencia los jóvenes descubren el placer sexual solitario al mismo tiempo que sienten miedo de ser descubiertos mientras se masturban. Esto lleva con mucha frecuencia a que el adolescente se esconda y trate de hacerlo rápido para no ser descubierto mientras lo hace. Si esto se repite, poco a poco, el cuerpo aprende a reaccionar rápidamente a la estimulación sexual y cuando llega el momento de compartir con una pareja, todo acurre precozmente.

2 – las experiencias con trabajadoras sexuales. Cada vez ocurre con menos frecuencia que los jóvenes se inicien con las trabajadoras sexuales porque en la actualidad la frecuente practica de las relaciones sexuales prematrimoniales ha disminuido este fenómeno tan común en las generaciones anteriores. Pero aun así, los jóvenes inseguros y tímidos siguen iniciándose con prostitutas. Las trabajadoras sexuales generalmente presionan a sus clientes para que el encuentro sea lo más corto posible. Eso lleva a que los hombres “con mucha experiencia” en esta área se acostumbren también a ser precoces.

3 - La “Falocracia” o sea la creencia de que lo único y lo más importante en una relación sexual es la penetración. Tanto así que estas personas se obsesionan con la penetración y dedican muy poco tiempo a otros aspectos importantes de la relación sexual como las caricias preparatorias para el coito. Las ideas falocráticas generan estrés, preocupación por el rendimiento sexual, la sensación de obligación, desasosiego, ansiedad, temor a fallar que descontrolan y alteran negativamente el ciclo de respuesta sexual, llevando primero a la eyaculación rápida y luego a problemas de erección.

También es conveniente que te cuente que la eyaculación precoz tiene tratamientos muy efectivos que en periodos de 3 a 9 meses (según el tipo de paciente) permiten superara este trastorno y llegar a tener una vida sexual gratificante y saludable, tanto para el hombre como la mujer.

El placer sexual no es lo único ni lo más importante en la felicidad conyugal, pero es un aspecto relevante, en unión de la comunicación, el respeto y las expresiones de amor y cariño.

Si te interesa seguir leyendo sobre este tema te invito a mirar en mi blog:

http://drjosegonzalez.blogspot.com/2013/02/eyaculacion-precoz-prematura-o-rapida.html

Etiquetas

Más de revistas
-->