EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/141630
Perfil 25 de Febrero de 2017

Judy Hazbún, la anfitriona carnavalera de Barranquilla

El usuario es:

Foto: Orlando Amador Rosales

Judy es la directora creativa del Colectivo Marketing Cultural, que fue creado hace siete años para trabajar por las tradiciones del Carnaval.

Inguel Julieth De La Rosa Vence

La reconocida diseñadora de modas se ha proclamado “embajadora de buena voluntad del Carnaval” al servir de guía ante los turistas y trabajar por el rescate de la tradición los 365 días del año.

“Si vas para el Carnaval de Barranquilla y quieres que te vaya bien, allá tienes que preguntar por Judy Hazbún”. Este fue el consejo (por no decir la orden) que recibió el presentador Iván Lalinde cuando venía por primera vez a las máximas fiestas del Caribe colombiano. Más de 10 años han pasado desde entonces, pero el recuerdo de aquella primera vez permanece intacto.

“Yo le caía gordísima (mal), él decía: ¡huy no, esa vieja tan harta! Pero igual llegó aquí, lo disfracé de africano, le pinté la cara y lo llevé a La Guacherna”, cuenta la diseñadora barranquillera que de esta forma se ha proclamado “embajadora de buena voluntad del Carnaval”, porque lo hace espontánea, alegre y sin esperar nada a cambio, más allá de la aceptación y, por qué no, expansión de su cultura.

Y es que la casa de Judy es de puertas abiertas, como buena caribeña. O que lo diga el también presentador de televisión Carlitos Vargas, otro que hasta ahí ha llegado con el objetivo de gozarse nuestro folclor y sumarse a nuestra tradición, integrarse al universo caribe donde Judy espera como una gran anfitriona.

“Los barranquilleros lo tratan a uno como un rey”, nos contaba hace unas semanas Carlitos Vargas para una pasada edición de Gente Caribe. Una grata impresión que, precisamente, le ha dejado al presentador de La red la reconocida diseñadora. Ella atiende con folclor, gastronomía, moda y desparpajo barranquillero.

“A mis invitados, yo trato de llevarlos a lo más autóctono, como a la Plaza de la Paz, a la Casa del Carnaval, al Barrio Abajo, la Carnavalada, a que gocen desde el bordillo, porque eso es realmente lo tradicional”, dice la mujer que creció en el goce callejero y que hoy muchos conocen (y buscan) como “la gran anfitriona del Carnaval”.

Porque esta fiesta de Barranquilla, Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, siempre ha sido y será parte de la vida de Judy Hazbún. Así lo refiere la currambera que no imagina vivir “en ninguna otra parte del mundo”, aun cuando va y viene por todo el planeta.

Es una diseñadora de modas que se vale de su profesión para rescatar la tradición, para enaltecer el ser caribe, crear conciencia.

“Antes de comenzar un proceso de interiorización del Carnaval, yo salía a las calles, en las comparsas, me hacía el disfraz y hacía parte de un grupo de locos de la ciudad. Pero hace siete años, por invitación de Merce Botero, creamos el Colectivo Marketing Cultural. Soy la directora creativa de un grupo de psicólogos, diseñadores, empresarios y demás, enfocados solamente en el backstage del Carnaval, sus danzas, hacedores, todo lo que está, precisamente, detrás de las fiestas”, explica Hazbún.

Ese proceso de interiorización, como ella lo llama, es el que la mantiene los 365 días del año en función del Carnaval, más que una época, la esencia de esta ciudad.

Judy posa desde su ‘boutique’, ubicada en su casa siempre de puertas abiertas.

“La idea es trabajar, no solo gozárnoslo como tal, sino para mantener nuestras tradiciones, para que no nos desenfoquemos. Es mostrarle a la gente que el Carnaval es el que realmente nos hace diferentes, es caribe. Digamos que eso es lo que he construido alrededor de la marca Judy Hazbún, el ser, ser y ser,  antes de tener, tener y tener”.

La colección Vacílala, con las últimas camisetas alusivas al Carnaval diseñadas por Judy, es una muestra de su labor con el Colectivo de Marketing Cultural. Son prendas, con estampados hechos por un grafitero del equipo, que les permiten a los que las vistan estar a tono con las carnestolendas “sin sentirse disfrazados”.

“En cada ilustración hay un homenaje a nuestras tradiciones. Este es el quinto año que hacemos camisetas y todas se han vuelto coleccionables, porque habla de lo que somos”, expresa sobre un “trabajo hecho con amor y desde el goce”, que tarda seis meses para convertirse en una camiseta de moda.

Sin embargo, no solo se limitan al Carnaval las creaciones de Judy, esas que demuestran el talento que heredó de su madre, la Aguja de Oro de Colombia, Amalín de Hazbún. Despertar conciencia ambiental también es su prioridad desde esta esquina colombiana, como lo ha venido haciendo con su reciente colección Innecesarios, que hizo junto con la Fundación Proyecto Tití, en defensa de esta especie cabeciblanca en vía de extinción y endémica de la Región Caribe.

“Desde que saqué esa colección en octubre, cargo con mi cartera de tití cabeciblanco, hecha con bolsas biodegradables. He viajado por todo el mundo con ella y a donde voy, todos me preguntan por ella. Y lo que quiero es eso, despertar la conciencia de la gente en todo, de lo que somos, nuestra comida, nuestro baile, esa expresión carnavalera, pero al mismo tiempo con sentido de responsabilidad social, trabajar por la sostenibilidad”, dice.

“Es un tema de despertar conciencia, porque los seres humanos no podemos seguir pensando que no le estamos haciendo nada al planeta. Lo hago desde mi profesión, que es la moda, el cuarto negocio más contaminante de la Tierra —reconoce—. Porque, si la moda es tan importante y logra comunicar tanto, es necesario que logremos concientizar a través de ella a los consumidores”. GC

Nueva colección

A partir del Miércoles de Ceniza, Judy seguirá trabajando en la colección que sacará al mercado el próximo octubre y que le seguirá los pasos a ‘Innecesarios’.  “Vamos a seguir trabajando con el tema de la sostenibilidad, nosotros no vamos a parar ahí no más. Ya esa próxima colección está casi lista, estamos haciendo telas, zapatos, accesorios. Está pensadísima”.

Etiquetas

Más de revistas