EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/141192
Perfil 28 de Enero de 2017

El arte colorido de Ruben Trespalacios

El usuario es:

Foto: Orlando Amador Rosales

Desde niño, en Barranquilla, Ruben estuvo interesado en la pintura, sin embargo solo se atrevió a pintar en un lienzo desde el 2009.

Sara Hernández C.

Ruben Trespalacios busca transmitir alegría en las creaciones que pinta. La marca Totto y varias exposiciones de arte en distintas partes del mundo están interesadas en las obras del barranquillero.

Él es pintor. Las artes plásticas son lo suyo por lo que todo lo que sea colorido, artístico y tenga movimiento pasa a ser imaginado como un lienzo de tela en su mente. Siempre lleva el mismo patrón, es el que más se ajusta a lo que hace o, en sus palabras, el que mejor entiende.

Ruben Trespalacios juega con la psicología de los colores, los entiende y los plasma de la mejor manera. Como artista nunca trabaja con colores oscuros en sus creaciones, eso le da otro colorido y desdibuja el concepto. Una cosa es que el tono esté en el fondo y otra el color que le aporte al lienzo . Lo de él es más abstracto, más conceptual.

Decidió pintar para él a sus 36 años, así de paso reactivar aquel viejo gusto que tenía. Ahí arrancó todo. “Con el nervio empecé a soltarme”. De ahí, poco a poco logró despertar el interés de sus familiares y conocidos.

Para el 2010 llegó a Bogotá y por sus múltiples ocupaciones dejó a un lado la pintura. “Hace tres años pasó algo. Hay buenos y malos momentos en la vida y yo viví el último. En ese momento me centré en canalizar emociones, quería llevarlas a la pintura, quería dejar a un lado la tristeza por la separación que tenía con mi hijo”, anota el ingeniero industrial de profesión.

Y con ello crea Gotas de felicidad, su primer cuadro. “Es la representación de alegría en la diversidad y majestuosidad de los colores vivos, son miles de razones para sonreír”. El artista maneja colores vivos en sus creaciones.

Así empezó. Desde el año pasado Ruben sabía de Totto Lab, una línea que estampa bolsos con un arte escogido por la persona. De hecho, la línea fue usada por él para dar a conocer sus creaciones. Empezó con una imagen en su Instagram de un maletín con un estampado creado por él y su firma.

“Cada que yo viajaba una ciudad tomaba la foto y la publicaba en mis redes, etiquetaba a Totto, y la gente empezó a interesarse en el producto”. Ahora la gente lo etiqueta o le envía fotos de sus viajes con los maletines diseñados por el mismo.

Un día, después de la oficina, se fue a la tienda a buscar algunos maletines que había mandado a hacer en la Zona T de Bogotá. “En ese momento alguien se me acercó y me dijo que le parecía bonito mi maletín pero no le di importancia. Luego la mujer se presentó. Era Natalie Bursztyn, directora de la tienda en la que estábamos e hija del presidente de Totto a nivel mundial, Natan Bursztyn”, recordó.

De inmediato conversaron de varios proyectos a realizar, entre esos, uno que ya se materializó, que fue una exposición para la misma tienda, algo que el mismo Ruben no creía.

Ruben, el año pasado en la exposición ‘Totto Art’, en Bogotá.

‘Totto Art’. El barranquillero fue parte de esta exposición en donde cinco artistas presentaron sus creaciones en la Zona T de Bogotá. Aquí, desde sus propuestas artísticas, se desprendieron las pinturas de los morrales y bolsos que la marca exponía en el sitio. Todo enmarcardo en el estilo al que Ruben denominó: Gotas de felicidad.

La obra que presentó representa a 11 miembros de su familia. El nombre también es usado por el artista para clasificar uno de sus estilos de pintura.

“Aquí cada uno tiene un significado y color aterrizado. Las medidas de cada cuadro son las fechas de sus cumpleaños, por ejemplo mi hijo nació un 17 de noviembre, entonces el cuadro de él es 1.17 por 1.11”, apunta Ruben.

El barranquillero tuvo que correr con los 11 cuadros para el primero de diciembre. “Las cosas pasan por algo, de allí que hayan sido jornadas maratónicas para lograrlo. Fue un tema al que le tenía tantas ganas que saqué la fuerza de algún lado en ese momento”.

Proyectos actuales. Sus creaciones estarán desde el 9 de febrero en la galería de La Plaza de la Paz, en Barranquilla, en la exposición Naturaleza y Carnaval. También le apuesta a la exposición ‘El arte de Colombia se toma Nueva York’, la primera semana de junio, en el consulado de Manhattan. “Es increíble cómo ha crecido esto, la gente ha visto la dimensión de los colores y les ha gustado muchísimo”.

“El caso de Manhattan la persona que maneja la feria vio mucho potencial en los cuadros, me contactó y me dijo que participara”. A su vez también fue contactado para la Muestra Pictórica y Musical del Caribe, esto en el consulado colombiano en Atlanta la primera semana de julio. 

sobre su hijo...

Cuando está con su hijo Ruben no pinta a menos que lo haga con él. Él es su vida, su fuente de inspiración y la persona que logra canalizar las emociones negativas. De hecho hay un cuadro que Ruben  recuerda que pintó junto a él denominado ‘Protección’. “Aquí se ven dos personas en el mundo abstracto, un niño y una persona adulta y esta con la mano arriba para protegerlo”.El cuadro fue donado por Ruben a la Fundación Futura.

Etiquetas

Más de revistas